Uro

Uro o toro salvaje defendiéndose de una manada de lobosLa vaca sayaguesa es una raza rústica autóctona de Zamora de la quedan pocos ejemplares. Su gran tamaño y sus características morfológicas la asemejan a los bóvidos representados en las pinturas y grabados rupestres. Tiene pelaje oscuro con una línea marrón en el lomo y cuernos hacia delante, como el uro. Su rusticidad le permite aprovechar lo que la mayoría del ganado vacuno doméstico no come. El «Proyecto Taurus»  pretende recuperar el uro a partir de la razas con Sayaguesa, la Maremmana, la Pajuna, la Podolica y otras, reintroduciéndolas como especies salvajes para que la naturaleza las seleccione y las devuelva a su estado primigenio.

El uro era un toro salvaje oscuro de hocico blanquecino, largos cuernos en forma de lira y una joroba característica. La ausencia de uros en los ecosistemas silvestres europeos es una perdida que da al traste con todo el patrimonio natural. Las manadas de miles de uros, como los búfalos de hoy en ciertas zonas de África, mantenían la vegetación en equilibrio. Afortunadamente, las razas de vacuno europeo que conservan genes que los hacen parecerse a los uros representados hace entre 15.000 y 30.000 años en las cuevas de Lascaux, Francia; Altamira, España, y en los petroglifos del valle de Côa, Portugal y de Siega Verde en Salamanca, pueden cumplir ese papel a poco que se lo permitamos. No se trata tanto de recuperar un animal que tenga todos los genes del uro como de disponer de un descediente de su misma especie que cubra el nicho ecológico de la misma en aquellas zonas donde sea una herramienta clave para el territorio.

 

 

Guardar

Guardar